El Supremo rebaja las condenas a los ocho procesados por la agresión de Alsasua

-A A +A

El Tribunal Supremo ha rebajado las condenas que la Audiencia Nacional impuso a los ocho jóvenes acusados de agredir a dos guardias civiles y sus parejas en Alsasua (Navarra) el 15 de octubre de 2016. Las penas han pasado de entre dos y 13 años a entre año y medio y nueve años y medio de prisión para los procesados.

La Sala ha estimado parcialmente los recursos de todos ellos y ha reducido las penas al suprimir la agravante de discriminación en su actuación y la agravante de abuso de superioridad en el caso del delito de atentado, que se mantiene en los delitos de lesiones. La sentencia cuenta con el voto particular de dos magistrados que consideran que sí debió mantenerse la agravante de discriminación. 

La sentencia considera que ha existido prueba bastante y válida para mantener las condenas por delitos de atentado a agentes a la autoridad, lesiones, desórdenes públicos y amenazas, salvo en dos condenas por delitos de lesiones del acusado Aratz Urrizola y otra por el mismo delito de Iñaki Abad.

Por otro lado, el tribunal ratifica las responsabilidades civiles por el daño psicológico y moral causado a las víctimas así como por las lesiones físicas.